Archivo de Categoría: Divagaciones de un paseante solitario

El silencio elocuente de la lluvia

 “Quien tenga algo que decir, ¡que dé un paso adelante y calle!”.

Karl Kraus

“Uno es amo de lo que calla y esclavo de lo que habla”

Sigmund Freud

En una de sus columnas de los lunes en Las Últimas Noticias, el poeta y cronista Roberto Merino  nos invita a buscar “el silencio elocuente de la lluvia” y nos recuerda en su “pista resbaladiza”  el sinsentido de la cháchara, que suele ser un fruto medio podrido de las pasiones humanas.

Continúa leyendo El silencio elocuente de la lluvia

Constantino Kavafis: no envilecer la vida

Constantino Kavafis, considerado uno de los poetas griegos más importantes, publicó muy poco durante su vida, pero cobró gran relevancia después de su muerte gracias a la difusión que hicieron de su obra escritores como el novelista británico Edward Forster. Sus padres originarios de Constantinopla,  se trasladaron a Alejandría donde nació el poeta y trabajó como periodista y funcionario de una repartición pública, luego de vivir unos años en Inglaterra. Según una biografía que se puede encontrar en internet “renegó de muchas obras que no llegó a publicar.  Sus versos circularon en pequeñas hojas sueltas y en privado. En 1904, en un pequeño fascículo, publicó catorce poemas, y en 1910 los volvió a publicar añadiendo siete más. Desde 1912 publicó hojas sueltas con las que compuso colecciones, ordenándolas cronológicamente o temáticamente”.
Uno de sus principales traductores al castellano fue Miguel Castillo Didier, destacado helenista, profesor, traductor y musicólogo chileno. Comparto con ustedes tres poemas de Kavafis, traducidos por Castillo Didier. Continúa leyendo Constantino Kavafis: no envilecer la vida